Productores necesitan capacidad de respuesta rápida frente a PSA (Comité del kiwi, 2015).

PSA es una bacteria que provoca la enfermedad “bacteriosis del kiwi”, la cual es letal para la planta y muestra síntomas como la exudación de savia, daño en flores, necrosis, caída del fruto (SAG, 2015).
Esta ha provocado grandes pérdidas monetarias, especialmente para los mayores productores; Nueva Zelanda, Italia (pérdidas sobre el 50% de la producción) y Chile ($279.424.000 a la fecha). El 12,5% de la superficie cultivada en Chile presenta PSA, del 87,5% restante no se conoce su estado infeccioso.
PSA no tiene cura y la estrategia se basa en su detección, proceso que tarda mínimo 15 días, tiempo en que la faena se mantiene detenida y la enfermedad continúa propagándose.